En miles de años como indígenas hemos cuidado y protegido la Sierra Nevada de Santa Marta como nuestra madre, de la cual nos alimentamos. Ella nos proporciona alimentos sólo con su bondad, sin ninguna adición química ni alteración del entorno y de las tradiciones que conviven armónicamente. Los Arhuacos tenemos alimentos Kias (propios) con los cuales recibimos la energía y son fuente de vida saludable.

En esa variedad tenemos Fríjoles, Cebollín criollo, miel silvestre de abejas, panela entre otros. Despensa de la Sierra quiere compartir y traer desde la tierra sagrada esos productos bajo condiciones de calidad e higiene óptimas. Es nuestro deseo valorizar y Comercializar alimentos de origen agrícola, pecuarios los productos artesanales de las comunidades de Jewrwa y Morowa en el resguardo indígena Arhuaco de la Sierra Nevada de Santa Marta.